Sistema Nervioso Entérico: Las neuronas del estómago

Sistema entérico

El sistema nervioso entérico, compuesto por una red neuronal de más de cien millones de neuronas, se trata de una de las estructuras digestivas que permite la correcta digestión mediante enzimas, transformando el alimento en energía, control de defensas o protegiendo nuestro sistema inmunitario.

Este sistema se compone por células nerviosas presentes en el tracto gastrointestinal, posiblemente gracias a neurotransmisores provenientes de partes del sistema nervioso autónomo. Los neurotransmisores que principalmente se observan en el sistema entérico, son la acetilcolina, la adrenalina y la noradrenalina; los tres de tipo excitatorio, a excepción de la acetilcolina, que funciona como inhibitorio (disminución de funciones como la frecuencia cardíaca) y excitatorio (contracciones en uniones neuromusculares).

La Adrenalina, la Noradrenalina y la Acetilcolina tienen gran incidencia en los procesos metabólicos, sin embargo juegan un papel importante en el sistema entérico otros neurotransmisores, como la dopamina (disminución de la motilidad del sistema digestivo), o el trifosfato de adenosina (funciona como fuente de energía en las células nerviosas). En general, los diversos neurotransmisores de nuestro cerebro están proyectados en el estómago, realizando funciones digestivas y dando respuestas internas y externas.

Según las investigaciones, el SNE mantiene una comunicación con nuestro cerebro, enviándole las órdenes necesarias, por ello regulamos nuestra alimentación, y nuestro cuerpo responde según la cantidad que hayamos comido.

Son las células nerviosas del SNE las que envían a nuestro cerebro señales emocionales o respuestas a determinadas conductas, como comer en exceso, la respuesta sería malestar intestinal o náuseas

Es por ello, que las investigaciones científicas realizadas sobre el sistema nervioso entérico, llaman a esta organización digestiva “el segundo cerebro” sin embargo, las funciones no son las que hace nuestro cerebro; por ejemplo, no procesa funciones cognitivas.

Dentro del SNE, hay un gran dominio por parte del Sistema Nervioso Autónomo, el cual realiza las respuestas para enviar a los órganos ante una actividad. Dentro del SNA, el Sistema Nervioso Simpático (regulador de la dilatación pupilar o el aumento de la frecuencia cardíaca) y el Sistema Nervioso Parasimpático (encargado de las funciones involuntarias contrarias, la disminución de la frecuencia cardíaca, la contracción del iris, etc). En estos dos sistemas, el Sistema Nervioso Entérico se encargaría de controlar funciones gastrointestinales, dando lugar a determinadas respuestas emocionales.

Autora. Alejandra I. Morilla
Brain Dynamics. Todods los derechos reservados

Tags: Neuropsicología, , Psicología, , Cerebro, , Sistema entérico,

Utilizamos "cookies" propias y de terceros para elaborar información estadística y mostrarle publicidad personalizada a través del análisis de su navegación. Si continúa navegando acepta su uso To find out more about the cookies we use and how to delete them, see our privacy policy.

  I accept cookies from this site.
EU Cookie Directive Module Information